21 dic. 2011

ALFAJORES MOZÁRABES

ORA ET LABORA
Son un clásico del convento de Santa Paula de Sevilla.
Ellas mismas nos cuentan su secreto, su especial receta que han ido perfeccionando a lo largo del tiempo.


"Ingredientes:
4 tazas de amor, 2 tazas de lealtad, 3 tazas de olvido desí, 2 tazas de amistad, 3 cucharadas de esperanza, 2 cucharadas de ternura, 4 partes de fe, 1 barril de risa. Tomando el amor y la lealtad mezclarlo a fondo con la fe.
Agregar: Ternura, bondad y comprensión. Aderezar con amistad y esperanza. Condimentar abundantemente con alegría. Hornear con rayos de sol.
A esto le añaden las mejjores materias primas. Nada más".


Ingredientes:
  • 300 grs. de almendras
  • 200 grs. de avellanas
  • 400 grs. de pan rallado
  • 10 grs. de canela molida
  • 20 grs. de anís o matalauva
  • 1 gr. de clavo
  • 1 gr. de cilantro molido
  • 75 grs. de de ajonjolí o sésamo
  • 450 grs. de miel
  • 120 grs. de azúcar
  • 120 grs. de agua
Para el baño de almíbar:
200 grs. de agua
200 grs. de agua

Para cubrir:

Preparación:
Tostar los frutos secos y las especias (menos la canela) en la bandeja del horno a 180ºC (vigilad que no se tuesten demasiado).
Triturarlas los frutos secos.
Triturar las especias (menos el sésamo).
Echar en  un cuenco.
Poner a hervir los 120 grs. de azúcar y los 120 grs. de agua y hacer un almíbar muy ligero.
Calentar la miel hasta que hierva y se la incorporamos a los frutos secos y especias, añadimos también el pan rallado, el sésamo y la canela, mezclamos.


Incorporamos el almíbar y amasamos muy bien hasta que quede una masa homogénea.
Formar los alfajores dándole forma cilíndrica. El tamaño depende del gusto de cada uno, pero estos alfajores suelen ser grandes.


Con los 200 grs. de azúcar y los 200 grs de agua hacemos un almíbar muy ligero, dejamos templar.
Pasamos los alfajores por el almíbar e inmediatamente por el azúcar glass que tendremos preparada en un recipiente.


Tendremos que pasarlos 2 veces por el azúcar glass, pues el almíbar se va chupando el azúcar.
Dejar secar. Se le formará una capa dura blanquecina alrededor del alfajor, señal de que el azúcar se ha secado y endurecido.
Ya están listos para presidir nuestra mesa de Navidad.


Son exquisitos.






No hay comentarios:

Publicar un comentario