5 dic. 2011

RISOTTO A LA MILANESA

Con esta receta comienzo hoy una serie de  risottos. Este es el más clásico, pero hay muchas más variantes, con muy variados ingredientes y a cual más bueno.
El risotto es una comida tradicional italiana realizada a base de arroz. Es uno de los modos más comunes de cocinar arroz en Italia. Es una comida originaria de la zona noroeste del país, concretamente del este de Piamonte y el oeste de Lombardía debido a la abundancia de arroz.
Ingredientes para 4 personas:
  • 350 grs de arroz
  • 125 ml de vino blanco seco
  • Entre 1 y 1,5 litro de caldo de ave(de pastillas de caldo concentrado), depende del arroz.
  • 1 cebolla
  • 75 grs de mantequilla
  • 50 grs de queso parmesano rallado
  • sal
  • Unas hebras de azafrán o colorante alimentario
Preparación: 
Pela y pica la cebolla muy menudita.
Funde en una sartén de fondo grueso 50 grs de mantequilla, cuando deje de salir espuma, agrega la cebolla picada y rehoga 5 minutos, tiene que quedar clarita de color.


Añade el arroz. Rehógalo para que los granos se impregnen de grasa, pero sin que lleguen a tostarse. Vierte el vino primero y espera a que se absorba.


Calienta aparte el caldo y comienza a agregarlo poco a poco, unos 75 ml. cada vez, revolviendo de vez en cuando.
Aparte, y en un vasito de caldo que reservarás de la cantidad total, pon en remojo unas cuantas hebras de azafrán durante quince minutos.
Sigue incorporando caldo poco a poco, a medida que el arroz vaya absorbiendo el líquido.
En último término, cuela el caldo reservado y retira las hebras de azafrán. Añade igualmente el caldo coloreado resultante al risotto.


Prueba un grano de arroz una vez hayas incorporado todo el líquido. Debe estar blando y cremoso. 
Añade finalmente los 25 grs de mantequilla restantes y el queso rallado. Mezcla y sirve de inmediato en cuanto el queso se haya fundido por completo.


Recuerda que el caldo hay que echárselo poco a poco, para que el arroz quede cremoso.
Si echamos colorante alimentario(sólo un poquito, tiene que quedar amarillo muy clarito), nos ahorramos de la receta los pasos del azafrán.
Este arroz no admite esperas, confecciónalo con el tiempo justo para sacar a la mesa.
Aunque en la fotografía lo he acompañado de pollo, generalmente se sirve como plato único.


No hay comentarios:

Publicar un comentario